ENVIANOS TU CONSULTA

NEWS

Diciembre: el desafío del año…

El cuadro es más o menos así: cierre de año en el colegio de los chicos, festejo con el grupo de padres, cena anual del trabajo, compras de Navidad en shoppings abarrotados de gente, preparación del presupuesto 2017, comidas varias con amigos, coordinación de las Fiestas, reparación para la época estival…

La lista de actividades de diciembre parece interminable, y no hay nadie que se pueda librar del alto stress que significa lograr salir airoso de este mes. Y ni qué hablar del stress que ya llevamos acumulado a lo largo de los meses anteriores. Todo esto hace que el cierre del año se haga cuesta arriba y que, si bien disfrutamos de los momentos especiales que nos depara, muchas veces no veamos las horas de llegar a enero para volver a respirar.

Pero desde Clínica Diquecito no nos conformamos con este “oscuro” panorama, y queremos que pueda disfrutar a pleno de este mes tan especial, acompañado de sus seres queridos y sin dejar su salud en el camino. Por eso compartimos cinco consejos para evitar que este fin de año nos pase por encima:

  1. No se sobreexponga a eventos sociales. El cansancio de las veladas largas, y el abuso de comidas calóricas y el alcohol son algunas de las razones por las que el cuerpo se agota y no descansa adecuadamente.
  2. Aprenda a decir que no. No todos los eventos que se nos presentan son de asistencia obligatoria. No se deje atropellar por las invitaciones y tómese un tiempo para seleccionar aquellas que son relevantes e inevitables.
  3. Priorice la familia y los vínculos. Esta es una excelente época para estrechar lazos con los seres queridos, y a veces recuperar nuestra “salud afectiva”. No permita que las exigencias externas lo alejen de lo más importante: su familia.
  4. Recuerde que no es el fin del mundo, y que la vida sigue adelante. No quiera terminar el 31 de diciembre con todas sus cuentas y pendientes en cero. Mejor que esto, organice sus prioridades y tiempo y posponga todo aquello que pueda esperar a enero. Verá que mucho de lo que usted se auto exigía no era en realidad tan urgente.
  5. Planifique sus gastos. Haga un presupuesto al comienzo del mes, ya que el dinero suele ser un motivo de discusiones y stress en el círculo familiar más íntimo. No gaste lo que no tiene y no haga colapsar sus tarjetas de crédito, generando un stress posterior que se disparará al recibir su resumen de cuentas. Recuerde que lo más importante no son los regalos, sino el tiempo de calidad con la familia y amigos.

Y si estima no tener las fuerzas para afrontar todo esto, o siente que el stress acumulado durante todo el año lo está venciendo, lo invitamos a realizar un "alto saludable" en Clínica Diquecito, accediendo a nuestro programa para el tratamiento del Stress y el Burn Out. Aproveche, además, nuestra semana especial de Stress, con precios especiales.

Para más información, ingrese AQUÍ!


Danos me gusta en Facebook!

Suscribite

SUSCRIBITE!